Que los excesos de las navidades no estropeen tu sonrisa

wine-2891894_640

La Navidad está a la vuelta de la esquina, época de celebraciones y reencuentros. Es el momento perfecto para disfrutar con familia y amigos alrededor de la mesa. En estas fechas de grandes comidas y cenas, no deseamos que tu boca sufra las consecuencias de los excesos. Vamos a recomendarte qué alimentos tomar y cuáles evitar o consumir moderadamente. De esta manera, empezaremos el nuevo año de manera saludable.

Alimentos que te beneficiarán

Como regla general, todos los alimentos que contienen calcio, flúor y proteínas nos ayudan a proteger nuestra boca. También todos aquello ricos en vitaminas A, C, D y K reforzarán nuestros dientes.

Aconsejamos consumir verduras y legumbres, por su alto contenido en fibra estimulan la salivación y protegen nuestro esmalte.
Dentro de los pescados, los azules son los más recomendables. Son ricos en ácidos grasos Omega-3 que protegen contra la halitosis, la caries y la gingivitis.

En cuanto a las carnes, las de caza contienen fósforo, vital para la formación de los dientes. Además, poseen vitamina B12 que combate infecciones en encías y lengua. Por último, recomendamos el consumo de frutas duras. Estas requieren una mayor masticación y nos hacen salivar más, limpiando nuestros dientes y encías.

Nuestro gran aliado durante estas navidades es el aceite de oliva, que protege nuestros dientes de la caries y del desgaste del esmalte.

Cuidado con estos alimentos

El principal enemigo de nuestra salud dental en navidad es la caries. Cometemos excesos con los dulces y las bebidas azucaradas y notamos las consecuencias demasiado tarde. Recomendamos moderar la ingesta de estos alimentos y también usar edulcorantes sustitutivos del azúcar. Cuidado también con los productos light, ya que suelen contener glucosa o fructosa, que dañan nuestros dientes.

Luego están los alimentos ácidos, incluyendo los zumos, que pueden erosionar nuestro esmalte. Además pueden provocar la aparición de sensibilidad dental. Por ello, es recomendable enjuagarse después de su consumo.

En cuanto a alimentos que manchan nuestros dientes, tenemos los alimentos oscuros: remolacha, arándano o espinacas, entre otros. Cuidado con especias como el curry o salsas oscuras como la de soja. En el apartado de bebidas, el café, el té y el vino tinto también tiñen nuestros dientes. Por ello, debemos usar el cepillo cuanto antes tras su consumo.

La limpieza es la clave

El gran problema en estas fechas de despreocupación y vacaciones es la higiene insuficiente o incorrecta. Debemos mantener una limpieza bucal efectiva, con cepillado, colutorio e hilo dental. De esa manera evitaremos molestas complicaciones como caries, infecciones en encías o manchas dentales. Por último, recomendamos una revisión con el odontólogo para prevenir problemas y poder disfrutar la Navidad con garantías.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest
Share on whatsapp
WhatsApp