¿Cómo afectan nuestros hábitos de vida a la salud de la boca?

clinica dental Molina de Segura

Las personas son un reflejo del estilo de vida que llevan. Los hábitos de un ser humano determinan muchos aspectos, como es el caso de la salud bucal. Por eso, es importante que desde la juventud se adopten prácticas que beneficien el cuidado de la boca.

Cuando los dientes están saludables, las personas tienen confianza en sí mismas para hablar, sonreír y comer. Además, demuestran una actitud positiva frente a la vida y con aquellos que los rodean.

La higiene bucal debe ser rigurosa para evitar enfermedades periodontales y hay muchas conductas que influyen decisivamente en ello. A continuación, veremos algunos ejemplos:

Costumbres que deben erradicarse

  • Desde hace muchos años se ha incidido en el daño que hace fumar, para la salud bucal; recientemente algunos estudios han confirmado esta teoría. El uso diario del cigarro impulsa la formación de biofilms bacterianos (placa) en las piezas dentales. Por otra parte, esta práctica elimina las defensas de las personas y mancha de forma considerable los dientes.
  • La falta de una dieta balanceada también pone en riesgo la salud de los dientes. Los alimentos con alto contenido en grasas saturadas, azúcar y carbohidratos son la fuente principal del sustrato que producen las desagradables caries. La solución para proteger las piezas dentales consiste en reducir la ingesta de estos productos y aumentar el consumo de vegetales.
  • El estrés también es un factor que afecta al bienestar dental. Cuando un ser humano sufre de tal estado durante la noche se produce el bruxismo; padecimiento que afecta la mandíbula. Con ello se acelera el desarrollo de enfermedades en las encías, como es el caso de la gingivitis.
  • El sueño también es un elemento importante. No dormir más de 6 horas es otra razón que puede tener efectos sobre el estado de la salud bucodental. En el sueño, se origina un proceso químico que elimina las bacterias que se encuentran en esta parte del cuerpo.

En conclusión, es indispensable acabar con los malos hábitos porque deterioran la salud bucal. Además, no hay nada más satisfactorio que una sonrisa atractiva y un estado saludable de nuestra salud dental.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *